viernes, 8 de junio de 2012

SOBREEXCESO DE TRABAJO

Fuente



    Estaba ya cansado de tantas notas, letras, datos, números... Era un simple funcionario que desde aquel día; todo su mundo se había ido al garete. Antes era un gusto poder trabajar, y más en un departamento como era ese: CAUSAS DE DEFUNCIONES Y DECESOS. Pero ahora, todo era un enorme caos, se le acumulaba el trabajo de forma alarmante.

    —¡¡Malditos Zombis!! —aulló estampando el sello en los papeles y dejándolos en otro montón.


Microrelato aparecido en el número 8 de LZNSL y concerniente del volúmen (inédito) Microrelatos y otras barbaridades

2 comentarios:

Juanito dijo...

Je, je, ma sacó varias sonrisas ese final.
Un abrazo, Will.

William Ernest Fleming dijo...

Siempre mirando tarde los comentarios U.U
Disculpa Juan :D
Como siempre es un magnífico placer el que tengas un tiempito para leer mis cositas...

Publicar un comentario